Luis Aragonés, ADN Rojiblanco

3 noviembre, 2011

Año 1992. En los minutos previos a la final de Copa que enfrentaban en el Bernabeu a Atletico y Real Madrid, eternos rivales, Luis Aragonés colocó su pizarra y dibujó meticulosamente las estrategias. A continuación, y con el dedo en alto arengando a sus jugadores les dijo: “¿lo han entendido, lo han entendido?” “¿Si?” “!Pues esto, (golpeando la pizarra)esto no vale para nada!” “Lo que importa es que sois mejores y estoy hasta los huevos de perder con estos, en este campo”. Cuenta un jugador suyo, Bernd Schuster, que jamás salió a un campo tan convencido de la victoria. Los rojiblancos, hipermotivados, se terminaron alzando con el título con los goles ya míticos de Paolo Futre y Schuster.
Ahora que las aguas por el Calderón bajan revueltas, la afición colchonera ha pedido la figura del Sabio de Hortaleza para suplir a un Gregorio Manzano que ha acumulado 7 jornadas sin conocer la victoria. Sería la quinta etapa de Luis al frente del banquillo atlético.
Sus andaduras en el club del Manzanares comenzaron allá por 1964, cuando solamente era un hábil mediocampista que procedía del Betis. Llegó para quedarse y durante 10 años fue el ídolo del recién estrenadoestadio Manzanares, que luego pasaría a llamarse estadio Vicente Calderón.
Luis Aragonés es un atlético con pedigrí, sus 10 años como jugador y sus 14 como entrenador del club lo avalan. Vivió los momentos más dulces de la historia rojiblanca, cuando el Atlético de Madrid salía campeón en Europa y pasaba por encima de Madrid y Barça en el campeonato doméstico.
Jugó la final de Copa Europa de 1974 contra el Bayern Munich alemán. Luis adelantó al equipo rojiblanco en el marcador con un tiro de falta directa,  pero a pesar de su gol  el equipo alemán empató el partido, y dos días después se celebró el desempate, que ganó el Bayern por 4-0. Al año siguiente, ya como entrenador, los alemanes, por asuntos políticos, rechazaron disputar la Intercontinental, título que acabarían conquistando los colchoneros.
En el 2001 tuvo uno de los mejores gestos con el Atleti. El club había consumado el descenso de categoría y se avecinaba una época oscura para la institución. Luis acudió al rescate y no le importó entrenar en Segunda División y dejar el banquillo del Mallorca, con el que había conseguido el billete para la Champions. En esta etapa conseguiría el ascenso de categoría contando en sus filas con un imberbe Fernando Torres.
Cuentan que estando en la banda dirigiendo un partido, dio cuenta de que el cuarto árbitro estaba encima del escudo estampado en el césped que preside la banda de banquillos. Se acercó al colegiado y le dijo: “oye usted, no pise ese escudo”. Por su trayectoria, el Sabio de Hortaleza reside en el panteón del Atlético de Madrid y es una de las leyendas vivas  del club.
Ahora que el club lleva años instalado en la mediocridad y el conformismo, cuando los valores y la grandeza parecen algo del pasado, Luis Aragonés vuelve a estar en la órbita del banquillo rojiblanco. Si hay alguien capaz de inculcar la grandeza ese es Luis, conocedor en primera persona de los mejores éxitos del club.
El de Hortaleza pasará a la historia por la consecución de la Eurocopa con España, pero siempre será recordado por su ADN rojiblanco.

@Juanmy15


Ganó el FUTBOL

15 agosto, 2011

Apoteósico warm-up de la Liga de fútbol española. Los dos mejores equipos del mundo han demostrado que este año van a dar mucha guerra y que las cosas ya no son como eran. Un Barça muy mermado físicamente y con caras nuevas en su once inicial consiguió un grandísimo resultado para la vuelta. Un Real Madrid tremendamente ofensivo que dejó claro que es capaz de jugar al futbol (y muy bien) y plantarle cara al mejor equipo del mundo.

El partido comenzó al pitido inicial. Pensaréis que es lógico. Pues no. Los 4 clásicos vividos en la temporada pasada empezaron mucho antes de que el balón empezara a rodar. Un clima de hostilidad y repulsa se adueñó de ambos clubes, espoleados por la malicia de Mourinho en las ruedas de prensa. En el clásico de ayer todo comenzó como es debido, sin salidas de tono y eso es digno de destacar. La palabra que define los primeros 30 minutos de juego es “ELECTRICIDAD”. El Real Madrid salió, literalmente, a comerse al FC Barcelona. Una presión asfixiante que iba de la mano del juego que estaban proponiendo Ozil, Xabi, Benzema o CR7. No hay que olvidar que a la vez que dejaban un fútbol de gran nivel, también había salidas de tono. Pepe, Kedhira, y el mismo Alonso llevaron el reglamento al límite a veces, y bien pudo ser expulsado Kedhira tras el juego peligroso (peligrosísimo) cometido sobre el gran Abidal.

Por parte del Barça hay que destacar que salió con una defensa en cuadro, lenta, algo torpe y con mucha dificultad de sacar el balón jugado. Se nota y mucho la ausencia de dos bastiones como Piqué y Puyol, pero hay que decir que Masche y Abidal cumplieron. A esto hay que añadir que faltaba Xavi, suplido por Thiago, que demostró grandes cualidades (este chico es un genio) pero tuvo muy difícil oler el balón gracias al trabajo de los jugadores blancos. Esa falta de fluidez la aprovechó Benzema, que se ha coronado en esta pretemporada y ha dejado boquiabiertos a todo el mundo del fútbol. En una jugada personal deja roto a Abidal y Mascherano, y con un toque sutil con el exterior habilita a un Ozil que no perdonó. Partidazo del francés.

Cuando parecía que el partido iba a ser del Madrid, una jugada aislada propició el empate. Apareció el de siempre. El mejor jugador del mundo recogió el balón cerca del área blanca y se lo pasó a un Villa que fusiló a Casillas desde un extremo del área. Golazo contra el que el portero blanco no pudo hacer nada. El empate era posible, pero hablar de remontada era invocar al milagro. No, amigos, no hay milagro, hay Messias. El más listo de la clase, el más trabajador y el que nunca se rinde vio hueco y demostró la capacidad que tiene de hacer que los defensas caigan como bolos a su alrededor. Batió a Casillas, su víctima favorita. Messi fue el mejor del FC Barcelona (otra vez). Marcó un gol en el Bernabeu (otra vez) y se convirtió en la pesadilla blanca (otra vez)

La segunda parte fue diferente. El Barça consiguió volver a tocar el balón, aunque en ningún momento del partido tuvo más posesión que sus rivales. La entrada de Xavi y de Piqué dieron un nuevo aire al Barcelona, que no pudo impedir que Xabi marcara un golazo a pase de Pepe. Como dijo ayer un comentarista “Pepe no tiene mal trato con el balón”. Podemos pensar que lo tiene con los futbolistas… El partido siguió con muchas ocasiones blancas, sobretodo de Cristiano Ronaldo que vio cómo Valdes sacaba in extremis varios balones de gol y que incluso le hace penalti. Jugada polémica que rivaliza con la entrada de Marcelo a Pedro en el área blanca. “Ni pa ti ni pa mi”.

Así se llegó al final del partido, uno de los mejores que han protagonizado estos dos equipos en el que el juego sucio no apareció tanto y los árbitros no influyeron demasiado en el resultado. La vuelta se antoja emocionante y muy factible para el Barcelona, pero el Madrid ya ha demostrado que sabe pelear… Y que lo hace muy bien.

 

Por Manu Araujo

@manueloaramun


No saben en qué equipo juegan

5 julio, 2011

El Atlético de Madrid, o lo que queda de él, carece de señas de identidad. El manicomio que tienen montado los innombrables han convertido a un club grande capaz de luchar en igualdad con Madrid y Barça hace no más de 14 años, en uno mediocre incapaz de ser fiable en estadios como el de Almería o Levante.

En medio de este caos ha aterrizado en el Calderón Silvio, un lateral izquierdo que viene para jugar en la banda derecha. Un defensor que ataca, dicen. Su carta de presentación : “ es un orgullo jugar en la misma competición que Cristiano”. La enésima provocación a la maltratada hinchada colchonera. ¿ nadie le ha dicho a Silvio de la rivalidad con el vecino y más aún con el engominado jugador? . Recuerdo el primer recibimiento que tuvo Fernando Torres al fichar por el Liverpool. Nada más confirmarse su fichaje, recibió una llamada de Steven Gerrard para darle la bienvenida y explicarle la grandeza de Anfield, además de dejarle vídeos y libros sobre la historia “red”. Pequeños pero grandes detalles.

“Ojalá fuesemos el Villarreal”, llegó a decir Cerezo, olvidándose de que si el Atlético ha perdido toda la grandeza es por su culpa. Detalles que hacen del Atlético un equipo menor, perdedor y cobarde cuando se enfrenta al eterno rival, el Real Madrid. Son ya 11 los años, 11, que se dice pronto, sin que los de Concha Espina doblen la rodilla ante los rojiblancos. Y no es de extrañar con jugadores atléticos que, tras hacer una falta, dan la mano y levantan a los jugadores blancos disculpándose con cariño. Antes, no hace tanto, los derbys eran de tensión, con entradas duras y gestos feos. Pero eso no entra dentro del discurso victimista de Gil Marín y Cerezo, escondidos desde hace años tras la excusa de “el Pupas”.

Cada mentira y recochineo del duo es un insulto a los goles de Kiko, al toque de Schuster, a la garra del Cholo o al golazo de Futre que nos daba la Copa del Rey ante el Real Madrid en un Bernabéu abarrotado. Eran tiempos. Ahora, con una afición desilusionada y anestesiada hasta el límite, y con una prensa que mira hacia otro lado, la situación no tiene visos de cambiar. Canteranos que deciden emigrar, cracks a los que se les queda pequeño el equipo y unos presidentes que van a dejar esto como un solar. Y cuando sea un solar, lo venderán. “Los solares juegan donde quieren jugar”. Cerezo facts.

La venta del Vicente Calderón dejará al club con menos alma si cabe y a una afición aferrándose cada vez más al Paseo de los Melancólicos. Vendrán aguas nuevas, pero para volver a crecer, el primer paso debe ser que los jugadores sepan qué escudo llevan en el pecho cada domingo.

Juanmy Domínguez Pulido.

Twitter @Juanmy15


De Gea se marcha al Manchester United

13 abril, 2011

Ayer se filtró la información y parece que se confirma lo que era un secreto a voces. Jorge Mendes, representante del jugador y amigo íntimo de la familia Gil, cerró supuestamente el fichaje del portero atlético por 25 millones de euros, la ridícula cláusula de rescisión que tiene el de Illescas.

Ahora Enrique Cerezo se lava las manos y se limita a decir : “si pagan la cláusula yo no tengo nada que hacer”. Pero obviamente el aficionado del Atlético no es tonto y se pregunta : ¿porqué no se blindó a un portero llamado a marcar una época? ¿ qué hace De Gea con una cláusula tan baja?

Parece que no será el único que saldrá en verano. El Kun Aguero se bajó la cláusula hasta los 45 millones y es una cantidad alcanzable para los grandes.Volvemos a la pregunta: ¿ porqué se le baja al Kun el precio? ¿ para que se lo lleven? ¿quiere Cerezo hacer caja a toda costa sin que se le culpe?

Lo que está claro es que están desmantelando el equipo que ganó dos títulos 14 años después. !con lo que nos costó! Simao, Jurado, Forlán, De Gea (que cobrará 5 veces más)… todos se irán por dinero, que una vez más, le vuelve a ganar la partida a los sentimientos.


Pantic: un especialista a balon parado.

10 abril, 2011

Nueva entrada sobre un jugador de leyenda:

Milinko Pantić (1966) natural de Loznica, Yugoslavia. Llegó al Atlético de Madrid para dejar una huella imborrable. Pese a que ya no viste elástica rojiblanca, está presente en cada partido que se disputa en el Vicente Calderón : un ramo de flores en su honor preside el córner de Fondo Sur desde su marcha. Y es que el serbio era todo un especialista a balón parado.

La explosión de Pantic como estrella llegó francamente tarde,coincidiendo con su llegada al Atletico de Madrid con 29 años. Anteriormente, había militado en el Partizán de Belgrado y en el Panionios, donde se convirtió en el mejor jugador de la liga griega. Radomir Antic, con fe ciega en él, apostó fuerte por su contratación y llegó a decir que estaba dispuesto a poner dinero de su bolsillo para traerlo a España.

Llegó sin hacer ruido, siendo un completo desconocido y pronto se ganó la admiración de la grada. En su primer año, el Atlético se alzaría con Liga y Copa del Rey (que se dice pronto) siendo el serbio pieza clave con 10 goles. Además, de su guante izquierdo salieron numerosas faltas y corners que acabaron en gol. Junto con los Molina, López, Simeone, Caminero, Penev o Kiko Narváez entró en la historia del club por su gol en la final de Copa ante el Barça de Cruyff, Guardiola y Figo. De cabeza y en la prórroga le dio el título al Atleti, que días más tarde cantaría también el alirón de Liga.

Curiosamente, su mejor partido no le valió para sumar 3 puntos. Pantic marcó 4 goles al Barça y el Atleti perdió por 5 goles a 4 en una de esas remontadas de leyenda del Futbol CLub Barcelona.
En su segundo año con el Atlético, jugando la Copa de Europa, fue el máximo goleador en aquella edición con 5 tantos.Debido a su edad, en 1999 hizo las maletas al Le Havre francés y colgaría las botas 2 años más tarde en el Panionios, el club que lo vio despuntar.

En la actualidad, trabaja en la Fundación del club como director del futbol base y juega en el equipo del Atletico Indoor. La afición le ve en el banquillo del primer equipo algún día y él no esconde que sería un sueño. Tiempo al tiempo .

Gol de falta :
Gol final de Copa :
4 goles de Pantic : 

Equipos:
FK Partizan            1985-1991
Panionios            1991-1995
Atlético de Madrid     1995-1998
Le Havre               1998-1999
Panionios             1999-2001

Por Juanmy Dominguez Pulido.


A %d blogueros les gusta esto: